Esta sesión de formación tiene lugar el 14 de diciembre de 2019 de 19.30 a 21.30h en Barbieri 18 (se ruega puntualidad). En ella contamos con la presencia Federico Armenteros, presidente de la Fundación 26 de Diciembre. Federico nos habla de activismo LGTBI en el ámbito de la tercera edad, compartirá su testimonio personal de cómo y de dónde surgió este activismo y cómo encontró cauces para su desarrollo. Están disponibles los registros de AUDIO y VÍDEOFederico Armenteros Ávila es conquense, aunque reside en Madrid. Ha creado la Fundación 26 de Diciembre, entidad que trabaja para gestionar recursos residenciales para mejorar la atención y la calidad de vida del colectivo de mayores LGTBIQ. Entre las distintas asociaciones u organizaciones que trabajan por el colectivo LGTBI, esta fundación destaca por estar centrada en las personas mayores, un grupo de edad casi sin visibilidad. Entre los objetivos de la fundación 26 de Diciembre está crear una residencia especializada, “que no exclusiva” para mayores LGTBI, donde puedan pasar la vejez entre personas con las que comparten mucho más que una orientación sexual.
 
Escrito por alberto el Sáb, 14/12/2019 - 07:39

Esta celebración extraordinaria del perdón tendrá lugar el viernes 20 de diciembre de 2019 a las 19:30 en Barbieri 18. Dentro del marco del Adviento y como preparación a la celebración de la Navidad, CRISMHOM organiza esta celebración extraordinaria del perdón y la reconciliación. En ella se celebrarará el sacramento católico de la Reconciliación para aquellas personas que quieran participar de él, en un ambiente de oración, reflexión de conciencia y celebración de la misericordia de Dio, sin perder de vista la alegría que nos inunda en estos días, con la celebración de la venida del salvador a nuestro mundo.

Escrito por kike el Mié, 11/12/2019 - 23:23

Esta oración ecuménica tiene lugar el jueves 12 de diciembre de 2019 de 20:30h a 21:30h en Barbieri 18, Madrid. ¿Qué es el acompañamiento pastoral cristiano? ¿Qué suscita en mí? ¿Qué imágenes me evoca? ¿Qué busca? ¿A quién va dirigido? ¿Es para mí? Invocamos al Espíritu Santo para que a lo largo de esta oración encontremos alguna respuesta a estas preguntas. En septiembre de 2017, tras un retiro sobre acompañamiento espiritual, inició su andadura un grupo de acompañantes espirituales formado por hombres, mujeres, personas LGTBI y heterosexuales, sacerdotes, monjas y laicos. El grupo surgió como un espacio en el que personas que acompañaban a otras pudieran acompañarse mutuamente. También hemos trabajado en estos dos años la realidad LGTBI y la compatibilización entre fe y orientación sexual o identidad de género. Hoy nos hacemos presentes un grupo de nosotros para que nos conozcáis.

Escrito por kike el Lun, 09/12/2019 - 14:10

2º Domingo de Adviento  

Hoy es el segundo domingo de Adviento. El evangelio de san Mateo nos presenta a Juan el Bautista invitándonos a la conversión: «Convertíos, porque está cerca el reino de los cielos». Por los años 27 ó 28 del siglo I apareció en el desierto en torno al Jordán este profeta original e independiente que provocó un fuerte impacto en el pueblo judío: las primeras generaciones cristianas lo vieron siempre como el hombre que preparó el camino a Jesús.

Todo su mensaje se puede concentrar en un grito: «Preparad el camino del Señor, allanad sus senderos». Después de veinte siglos, el Papa Francisco nos está gritando el mismo mensaje a los cristianos: abrid caminos a Dios, volved a Jesús, acoged el Evangelio.

Su propósito es claro: «Busquemos ser una Iglesia que encuentra caminos nuevos». No será fácil. Hemos vivido estos últimos años paralizados por el miedo. El Papa no se sorprende: «La novedad nos da siempre un poco de miedo porque nos sentimos más seguros si tenemos todo bajo control, si somos nosotros los que construimos, programamos y planificamos nuestra vida». Y nos hace una pregunta a la que hemos de responder: «¿Estamos decididos a recorrer los caminos nuevos que la novedad de Dios nos presenta o nos atrincheramos en estructuras caducas que han perdido capacidad de respuesta?».

Algunos sectores de la Iglesia piden al Papa que acometa cuanto antes diferentes reformas que consideran urgentes. Sin embargo, Francisco ha manifestado su postura de manera clara: «Algunos esperan y me piden reformas en la Iglesia, y debe haberlas. Pero antes es necesario un cambio de actitudes».

 

Escrito por crismhom el Sáb, 07/12/2019 - 19:39

1º Domingo de Adviento  

Hoy primer domingo de Adviento comienza el Año Litúrgico, con cuatro domingos de preparación para la Navidad. Este año seguiremos la lectura del evangelio de Mateo.

Hace dos mil años, cuando los primeros cristianos tenían conciencia de la venida inminente de Cristo, los evangelistas utilizaron un lenguaje apocalíptico para hablar del fin del mundo. A Mateo le preocupa la repentina parusía o venida de Cristo en el mundo. Los discípulos querían saber cuándo iba a ser el juicio de Dios, cuándo terminaría la historia y quiénes estaban preparados para salvarse. Jesús les responde que el fin ni se sabe ni se puede saber. ¿Cómo será esa venida? Repentina: El evangelista menciona el relato de Noé, en el libro del Génesis, cuando el diluvio vino sobre el mundo y nadie se lo esperaba; sólo Noé, que tenía la actitud adecuada, estaba preparado. Y refiriéndose a los dos hombres del campo y las dos mujeres que muelen juntas, los divide en dos grupos: esa venida, a unos se lleva y a otros deja atrás, lo que quiere decir que unos están más preparados que otros. Del mismo modo, esa venida es como el amo de la casa que se prepara porque sabe cuándo viene el ladrón.

Jesús vendrá de nuevo. Su venida será rápida y sorprendente. En esos ejemplos no hay ningún indicio sobre el cuándo, pero sí un mensaje claro sobre la necesidad de una actitud expectante. El capítulo 24 de Mateo no da ninguna pista sobre la fecha del fin del mundo, y además quita la preocupación por el final y nos centra en la salvación presente desde la esperanza del futuro.

Pero el mensaje de Jesús es insistente: “estad también vosotros preparados”. Nos invita a estar siempre preparados para recibir al Señor, que pronto viene a salvarnos. Si esperamos ahora a Jesús como salvador, se nos recuerda que el día final ha de venir como juez. Que el Hijo del hombre vendrá y nos pide que velemos, significa que al final prevalecerá su verdad; Jesús quiere decirnos que Él es la verdad definitiva. Los creyentes tenemos la certeza que la salvación de Jesús está todavía haciéndose en una misteriosa venida continua, por ello celebraremos la Navidad y a la vez esperamos que Jesús regrese al final de la historia.

 

Escrito por crismhom el Sáb, 30/11/2019 - 18:41

34º Domingo del TO. Solemnidad de Cristo Rey

Celebramos la solemnidad de Cristo Rey. Decir “Cristo Rey” equivale a decir “Jesús es el Señor” (es decir, Dios, el Salvador), que es el tema central de la fe cristiana. El evangelio nos ha presentado la investidura regia de Jesús en el calvario. Extraña ceremonia esta última donde la corona es una corona de espinas, el trono una cruz (en cuyo vértice campea una irónica inscripción que proclama “Rey de los judíos” al que allí muere ajusticiado), y la corte la forman dos ladrones crucificados a derecha e izquierda.

Ante la cruz de Jesús se encuentran los magistrados del pueblo, los soldados y la multitud que le lanzan un desafío: “Si eres tú el rey de los judíos, sálvate a ti mismo”. San Lucas insiste en la palabra “sálvate” que aparece una y otra vez en boca de los presentes dirigida a Jesús. Quieren que Jesús muestre su divinidad mediante un signo prodigioso, mediante un milagro que evite su sufrimiento y su muerte, que le evite la cruz.

Sálvate a ti mismo bajando de la cruz. Esa fue la gran tentación que rodeó a Jesús y nos amenaza también a nosotros. Sálvate a ti mismo, piensa sólo en ti, es el mensaje que el mundo nos dirige constantemente: Baja de tu cruz. Huye de todo lo que signifique esfuerzo, lucha, entrega, caridad y misericordia. Evita toda dificultad, todo problema, toda pena. No te compliques la vida por nadie, no te incomodes por nada y menos aún por algo tan poco rentable como la religiosidad. Sobre todo no ames (porque el amor es doloroso y te hará sufrir), no hagas el bien; pásatelo bien, vive bien, eso sí, pero no hagas el bien porque ¿qué vas a ganar con eso? Busca siempre tu interés, no el de los demás, y si para lograr lo que te conviene hay que pasar por encima de los otros, pues ¡hazlo!, al fin y al cabo tú eres tu única norma, tú eres tu rey, eres tu dios.

¡Cuántas veces sucumbimos nosotros a esta tentación! Sin embargo, Jesús no; Él no baja de la cruz sino que la abraza hasta el final, cumpliendo la voluntad del Padre, hasta morir en ella como supremo testimonio de amor (porque “nadie tiene amor más grande que el que da la vida por sus amigos”). Desde la cruz, Jesús nos explica cuál es la verdadera naturaleza de su reino: el amor misericordioso de Dios. Pues bien, el evangelio nos invita hoy a contemplar la cruz de Cristo como un camino real que conduce a la salvación, como el trono en el que se encuentra la verdadera realeza, la del amor.

 

Escrito por crismhom el Sáb, 23/11/2019 - 22:26